13 jul. 2012

Ocupan 31 kilos de cocaína pretendían enviar a Puerto Rico desde Rep. Dominicana






Agentes de la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) ocuparon 31 kilos de cocaína en el Puerto Multimodal Caucedo, la cual estaba destinada para viajar a Puerto Rico en un embarque de útiles escolares.


Un comunicado de ese organismo dice que la droga, distribuida en 30 paquetes, fue detectada dentro de un bulto color negro que estaba colocado detrás de las citadas mercancías, en un furgón propiedad de una firma privada. El embarque sería realizado en la motonave Zenit, la que frecuentemente recoge mercancías esta terminal marítima. El portavoz de la DNCD, Roberto Lebrón, dijo que actuaron en la operación oficiales asignados a la Dirección de Inteligencia de las Fuerzas Armadas (J-2), del Cuerpo Especializado de Seguridad Portuaria (CESEP), de la Marina, del Departamento Nacional de Investigaciones (DNI), de Aduanas y del propio Puerto Multimodal Caucedo.


“Ese contenedor, de 40 pies y con el sello de seguridad EMCERE7031, fue interceptado por la DNCD antes de ser embarcado, a propósito de que nuestro personal en el puerto recibiera la información de que tenía en su interior una indeterminada cantidad de paquetes de cocaína”, dijo Lebrón.


El contenedor ocupado pertenece a la Compañía Exportadora Piñyro y Lara Comercial, representada por la Naviera Evergreen, aunque el portavoz antidrogas aclaró que “eso no significa que estas empresas y cualquiera de sus ejecutivos tenga que ver con esta operación narcotráfico”. El peso exacto de la droga es de 31 kilos 33 gramos.


Aclaró que hasta anoche ninguna persona había sido arrestada con relación al caso, aunque aclaró que en cualquier momento podrían ser realizados algunos arrestos de individuos sospechosos de estar detrás del caso. Un fiscal adjunto de la Provincia Santo Domingo y oficiales de la DNCD realizan las investigaciones de lugar, agregó.


“Esa droga fue detectada gracias a una nueva técnica de inspección implementada p[or las autoridades antinarcóticos y de seguridad, apoyada por la propia seguridad del puerto, lo significa que hay entendimiento para hacerle frente a esta modalidad de crimen organizado”, afirmó el oficial de prensa antidrogas.


Una vez ocupada la droga -dijo- esta fue trasladada a la sede de la DNCD y posteriormente llevada bajo protección al Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIF), instancia de la Procuraduría General de la República con autoridad para realizar las experticias a las sustancias tóxicas ocupadas por las autoridades.


El mayor general Rolando Rosado Mateo, jefe de la DNCD, ordenó que técnicos de la Policía Científica tomaras pruebas de huellas dactilares a los paquetes ocupados, a los fines de determinar quienes los manipularon para colocarlos en el contenedor. Se determinó, de acuerdo al firme, que el sello de furgón había sido violado.